Alianza de Derechos Humanos pide una comisión interventora

TEGUCIGALPA.– Organizaciones agrupadas en la Alianza de Derechos Humanos (ADH), pidieron ayer en conferencia de prensa una Comisión Interventora para la Policía Nacional Preventiva, que proceda a la depuración de ese organismo del Estado.

La alianza está conformada por el Codeh, el Ciprodeh y el CPTRT.

“Nuestras organizaciones de derechos humanos hemos venido denunciado desde hace varios años la violencia estructural y política, cuya práctica se ha caracterizado por la impunidad total, en la que han estado involucrados históricamente los aparatos represivos del Estado, sean militares o policiales, coludidos con algunos operadores de justicia, jueces, fiscales, miembros de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), el Congreso Nacional (CN) y cuerpos de la seguridad privada”, indicaron a través de un comunicado.

Destacaron que con los procesos de remilitarización de los cuerpos de seguridad del Estado y el golpe militar, se ha agudizado la represión contra los sectores populares, resistencia y a la juventud, mientras se han aumentado los asesinatos.

La alianza está conformada por el Comité para la Defensa de los Derechos Humanos en Honduras (Codeh), el Centro de Investigación y Promoción de los Derechos Humanos (Ciprodeh) y el Centro de Prevención, Tratamiento y Rehabilitación de las Víctimas de la Tortura y sus Familiares (CPTRT).

“Compartimos la creación de una Comisión Interventora de la Policía, a través de una instancia que debe ser integrada por diferentes instituciones como la Secretaría de Justicia y Derechos Humanos, la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), representantes de la empresa privada y las organizaciones de derechos humanos entre otros.

En esta comisión no deben participar ni las Fuerzas Armadas, ni la Policía”, agregaron.

Igualmente, proponen la implementación de un proceso de marcaje de armas y municiones para que no queden en impunidad los crímenes cometidos con ellas. Determinar cuál debe ser el calibre de armas usadas por civiles y fuerzas de seguridad del Estado.

Además debe existir una mayor responsabilidad de la Policía, para que sus miembros sean identificados y no se amparen en el anonimato para cometer delitos. (SEM).