Mujer halla a su hijo en morgue

Después de un mes de desaparecido, familiares de un joven lo identificaron entre los cuerpos que ingresan en calidad de desconocidos a la morgue sampedrana.
Blanca Estela Martínez, madre de Jony Gerardo Orellana Martínez (22), dijo que este desapareció hace un mes, pero que no lo había buscado porque pensó que se había ido “mojado” hacia los Estados Unidos.
Al pasar los días y no tener conocimiento de su paradero, su preocupación comenzó a acrecentarse, pues presentía que algo no andaba bien.
Luego de recibir una llamada telefónica en la que le indicaron que su hijo se encontraba en Medicina Forense de San Pedro Sula, Martínez se desplazó desde la aldea Río Blanquito de Choloma, Cortés, manteniendo la esperanza que no se tratara de él.
Tras su ingreso a la morgue, no pudo contener el llanto al confirmar que su vástago estaba entre los cuerpos que llegan en calidad de desconocidos.
Jony Gerardo apareció ultimado en un crique de la colonia Rivera Hernández y al momento del reconocimiento tenía varios días de haber sido ultimado.
“Él tenía intenciones de irse para los Estados Unidos, por eso no lo había buscado, porque pensé que se había ido. Sin embargo, el corazón de una madre siente cuando algo anda mal y después de recibir una llamada en la que me dijeron que él estaba aquí (morgue), pude confirmar mis sospechas”, dijo la acongojada progenitora.