Alimentos, agua y saneamiento para afectados por la sequía

Para monitorear avances, identificar logros y también aspectos a mejorar, funcionarios del Sistema de las Naciones Unidas en Honduras (SNU) se desplazaron hasta varios municipios del “corredor seco” de Honduras, donde se están ejecutando proyectos en seguridad alimentaria, nutrición, salud y agua, saneamiento e higiene para asistir a la población afectada por la sequía en 2015.

Técnicos de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Programa Mundial de Alimentos (PMA), Fondo para la Infancia de las Naciones Unidas (Unicef) y la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (Ocha), visitaron varias comunidades de los municipios de San Miguelito, Langue y Orocuina, ubicados en el “corredor seco” e interactuaron con las familias beneficiadas, gobiernos y autoridades locales, así como los socios cooperantes en la región: ADRA, Ayuda en Acción/Sur en Acción, y Visión Mundial.

Entre las actividades se está ofreciendo asistencia alimentaria a las familias más afectadas mediante la modalidad “cash and voucher”, al igual que alimentos fortificados para niños y niñas menores de cinco años con desnutrición aguda; igual que se están fortaleciendo los servicios de salud en detección temprana, manejo de casos de deshidratación por diarrea; mejorando la captación de fuentes de agua, pozos, rehabilitación de caminos y campañas de higiene y limpieza de hogares para prevenir las epidemias de zika, dengue o chikungunya.