¡Bomba lacrimógena creo el pánico en el clásico sampedrano!

La fiesta deportiva que vivió hoy la ciudad de San Pedro Sula, con una nueva edición del clásico entre Marathón y Real España, fue manchada por un pequeño grupo de inadaptados, los cuales tuvieron un enfrentamiento con los agentes de seguridad.
Justamente con el pitazo final del juego inició el problema en las afueras del estadio Yankel Rosenthal, donde se detonó una bomba lacrimógena que llenó de temor a los aficionados, por lo que se tuvo que abrir los portones de emergencia para que la afición se refugiara en el campo.

Ver nota completa aquí