Nicolás Sarkozy será juzgado

PARIS (EFE). El expresidente francés Nicolás Sarkozy irá a juicio por la presunta financiación irregular de la campaña que le llevó al Palacio del Eliseo en 2012, en el conocido como «caso Bygmalion».
El juez que instruye la investigación sobre los gastos del candidato conservador a la reelección ese año consideró que Sarkozy, imputado en el caso, debe comparecer en el tribunal junto a otros 13 acusados, señaló ayer la radio «France Info».
Uno de los magistrados que instruye el caso determinó que existen suficientes elementos para que Sarkozy sea procesado, lo que puede convertirle en el segundo jefe de Estado francés que pasa por los tribunales tras dejar el cargo, después de que lo hiciera su antecesor y correligionario Jacques Chirac.
Los abogados de Sarkozy pueden aún recurrir la decisión del juez instructor.
La investigación fue abierta en la primavera de 2014 después de que la prensa revelara que el expresidente superó el límite máximo de gasto permitido durante una campaña electoral, que es de 22.5 millones de euros.
Para ello, según la acusación, recurrieron a los servicios de una empresa de comunicación, Bygmalion, que emitió facturas falsas para ocultar los sobrecostes de los actos electorales y de los viajes.
De esta forma, según la instrucción, lograron ocultar unos 15 millones de euros de gastos que debían haber figurado en las cuentas de campaña de Sarkozy, que acabó costando al menos 42.8 millones.