Ihcafé confirma nuevo brote de roya en el país

El gerente técnico del Instituto Hondureño de Café (Ihcafé), Omar Fúnez, explicó que la roya que está atacando los cafetales de Olancho y, con menor severidad, en El Paraíso, Francisco Morazán y Yoro, se trata de un nuevo tipo del hongo.
“Las investigaciones que realizamos concluyeron que se trata de una nueva raza de roya; con este ya suman tres los tipos de roya que hay en el país”, apuntó Fúnez.
La enfermedad, que produce que las hojas y “el grano de oro” se desprenda de su base, ha logrado afectar variedades resistentes a los otros dos hongos (raza I y II), además, tarda 15 días en extenderse y dañar toda la planta (cumplir con el proceso de esporulación).
Según los reportes que, hasta el momento, ha recibido el centro de investigación del Inhcafé, el nuevo hongo no ha afectado a otras variedades resistentes como la Parainema y al Ihcafé-90, “pero como medida preventiva estamos pidiendo a los productores, que sin importar el tipo de planta que tengan en sus fincas, revisen los cafetales cada 15 días”.
Funes recomendó podar las plantas, realizar regulación de sombras y fertilizaciones, para poder luchar contra este y otros efectos productos del cambio climático.
Agregó que si el nivel de infestación del nuevo hongo en las plantaciones es mayor del cinco por ciento, apliquen fungicidas sistémicos y si es menor utilicen cobre.
El experto pidió a los cafetaleros acercarse a los más de 190 técnicos del Ihcafé, distribuidos en los 15 departamentos productores del aromático, para recibir asesoría sobre los procesos que deben seguir, para dar un manejo y control preventivo adecuado a las fincas, y así evitar que sean afectadas con el nuevo hongo.
“El problema muchas veces es que los productores no invierten en prevención y buenos manejos.
Deben cambiar esas prácticas antiguas para controlar la enfermedad y evitar sufrir las pérdidas que se registraron hace unos años atrás, cuando la roya afectó severamente la mayoría de los cultivos”, detalló.
El Ihcafé invierte cada año alrededor de 150 millones de lempiras en investigación de nuevas variedades, más resistentes, asesoría a los productores y capacitaciones, entre otros.
El funcionario adelantó que ya se reunieron con el gobierno y otros sectores con el fin de definir un plan de trabajo y conseguir los recursos necesarios para frenar el avance del hongo en el país. (JAL)