Pastor Evelio Reyes: Hay cosas por las cuales no hay que pedir perdón

El pastor evangélico de la iglesia “Vida Abundante”, Evelio Reyes, tras participar este martes en una jornada de oración en el Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, afirmó que hay cosas por las cuales no hay que pedir perdón ni retractarse, en alusión al perdón que pidió el liberal Luis Zelaya, en la convención de su partido del pasado domingo.

“Pedir perdón es parte del discurso, es parte de endulzar los oídos y atraer adeptos, pero personalmente pienso que, en muchas ocasiones, no tenemos que pedir perdón ni retractarnos porque muchas veces nuestras acciones solamente responden al deber”, reflexionó Reyes.

Se le preguntó si el perdón que pidió Luis Zelaya a los que se sintieron agraviados por el golpe de estado o sucesión constitucional del 2009, era una expresión demagógica a lo que respondió: “es eso y mucho más, pero yo creo que hay cosas por las que no debemos pedir perdón, ni retractarnos porque sencillamente muchas cosas se dan en el cumplimiento del deber y con largas miras pensando en el bienestar del país”.

“Pero cada persona -estimó- tiene la libertad de expresarse y nosotros lo respetamos, aunque muchas veces no compartimos tantas y tantas confesiones y propuestas”.

“Aunque yo pienso que nuestros políticos deben ser serios y no endulzar el oído del pueblo y es una lástima que tengamos políticos expertos en prometer, expertos en fingir y que no sean serios porque eso no redunda en el bienestar del pueblo y no asegura nuestro progreso, pero eso es democracia y eso es libertad y adelante”, reflexionó Reyes.

“Pero yo -apuntó- confío que tanto Luis Zelaya, como los demás candidatos que aspiran a la Presidencia de la República, sean serios y responsables y dejen ese populismo y esas propuestas baratas que el pueblo paga muy caro porque siguen ofreciendo paraísos y soluciones que jamás van a cumplir”.

“Aunque reconozco que la política es buena, el buen político es una bendición enorme, pues los cambios sociales vienen a través de los políticos”.

“Y en ese sentido, estoy orando por nuevas generaciones de políticos y gobernantes creíbles, políticos que no sean expertos en fingir, en mentir y en ofrecer cosas que jamás van a cumplir”, recalcó.

“Pero yo -indicó- estoy confiando en que los políticos del país sean serios y en que el pueblo se informe correctamente, reflexione y se comprometa con el bien común y con la nueva generación”.