Preparan agenda de temas para la cumbre de Miami

Funcionarios de los países del denominado Triángulo Norte de Centroamérica; Honduras, El Salvador y Guatemala, viajaron este domingo a Washington, Estados Unidos, para afinar la agenda de temas a tratar en la cumbre de presidentes del próximo mes en Miami.

La cita está programada para el próximo mes y se realizará teniendo como telón de fondo la reducción de 95 millones de dólares para Honduras en comparación a los 750 millones del año fiscal pasado.

Al momento de abordar el avión en el aeropuerto Toncontín, en Tegucigalpa, la subsecretaria de Finanzas, Roció Tábora, explicó a periodistas que “es una misión oficial a Washington”.

“Hay una reunión oficial con el Departamento de Estado, también una reunión con el general Kelly (Jhon) y otra con la Comisión de Apropiación del Congreso de Estados Unidos”.

A la par van las “misiones de los tres países; de Guatemala, El Salvador y Honduras, es decir de todo el Triángulo Norte. Esta es la primera reunión de trabajo con las autoridades de la nueva administración, de cara a la cumbre de presidentes del Triángulo Norte en Miami que será en junio”.

La funcionaria confirmó que abordarán el tema de los fondos de Plan Alianza para la Prosperidad, porque “parte del abordaje son los recursos que ellos invierten en nuestros países; es parte de la agenda. Definitivamente”.

Recordó a la vez, que aparte de los dineros del PAP, Estados Unidos también invierte otros fondos por medio de la Agencia Internacional para el Desarrollo (USAID, por sus siglas en inglés). “En temas de desarrollo, el corredor seco, reducción de la pobreza”, entre otros recursos para el combate a la inseguridad en Honduras.

Recientemente el Congreso aprobó la nueva partida para el ejercicio fiscal siguiente con reducción de los fondos para el PAP por el orden de 95 millones de dólares, pero a la vez, aumentó el apoyo a los órganos de combate a la corrupción en Honduras.

De 750 millones de dólares que destinó el año pasado, esta vez los bajó a 655 millones, lo que obligará al gobierno a readecuar las partidas presupuestarias de algunas carteras ministeriales como la Secretaría de Desarrollo Económico, entre otras instituciones. (JB)