Líderes mundiales condenan «cobarde» atentado contra jóvenes

LONDRES (EFE). Líderes e instituciones de todo el mundo condenaron hoy el «bárbaro» y «cobarde» atentado terrorista en Manchester a la salida del concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande, al que asistían varios miles de niños y adolescentes.

El ataque suicida, en el que murieron 22 personas y que ya ha sido reivindicado por el Estado Islámico (EI), provocó la inmediata reacción de la Casa Real Británica, y tanto la reina Isabel II como su hijo Carlos ofrecieron sus «condolencias» a los afectados.

Desde Barcelona el rey de España Felipe VI expresó su «solidaridad y afecto con el pueblo británico» por el «terrible atentado» perpetrado antenoche.
En pleno proceso de salida británica de la Unión Europea (UE) los organismos continentales no tardaron en solidarizarse con las víctimas de Manchester.

«Mi corazón está en Manchester esta noche. Todos nuestros pensamientos con las víctimas», escribió en Twitter el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, mientras que el de la Comisión (cuya sede lucía hoy las banderas a media asta), Jean-Claude Juncker, reiteró el compromiso europeo en la lucha contra el terrorismo tras lo que calificó de «ataque cobarde».

La ONU y la OTAN, por medio de sus respectivos secretarios generales, António Guterres y Jens Stoltenberg, condenaron el «horrible ataque terrorista», como lo calificó el portugués.

Francia, Alemania y Grecia también mostraron su repulsa por el ataque suicida.

Varios países árabes, entre ellos Egipto, Arabia Saudí, Catar, Emiratos Árabes Unidos y el Líbano, y Al Azhar, la institución más importante del islam suní, también mostraron su repulsa por el ataque.

De norte a sur toda América condenó el atentado.

Chile fue uno de los primeros países en reaccionar, tras el ataque.

Por su parte, el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, dijo estar «desolado» y que seguirá, junto a sus aliados, luchando contra «el terrorismo en sus muchas formas».

Paraguay, México, Argentina, Uruguay y Bolivia también condenaron el atentado.