Dos cuerpos provenientes de Comayagua ingresan a la morgue capitalina

Dos cadáveres procedentes de Comayagua fueron ingresados este lunes a la morgue capitalina, luego de perder la vida trágicamente, uno al caerse de un puente y otro al quitarse la vida mediante ahorcamiento.

El primer ingreso se registró a las 10:00 de la mañana, dos horas después que un empleado de una atolera decidiera suicidarse, colgándose de una viga con una faja en una casa, ubicada en la aldea San Nicolás, Villa de San Antonio, Comayagua.

Se trata de Juan Ángel López López, originario del departamento de Lempira, del que se desconoce por qué el ahora occiso tomó la fatal decisión de ahorcarse.

Tres horas después al predio forense fue ingresado el cuerpo de otra persona que murió, pero al caerse del puente El Tiziquil, siempre en el departamento de Comayagua.

Para poder rescatar el cadáver, agentes policiales y fiscales tuvieron que solicitar la ayuda de elementos del Cuerpo de Bomberos. El cuerpo fue ingresado a la morgue en calidad de desconocido debido a que a la hora del levantamiento cadavérico no le encontraron documentos personales que lo identificasen.

UNO RECIÉN SALIDO DE TÁMARA
Dos jóvenes detenidos con drogas y uniformes militares

Dos jóvenes fueron capturados la madrugada de ayer, cuando transitaban por una calle en poder de indumentaria militar y una indeterminada cantidad de drogas, entre cocaína y piedras de crack.

Los detenidos son: Wilmer Andrés Ramírez (23) y William Roberto Rivera (20), ambos residentes y capturados en la colonia Nueva Capital, zona noreste de Comayagüela.

Los simpatizantes de pandillas fueron capturados cuando caminaban sospechosamente por la referida colonia y al ver la presencia de una patrulla con agentes de la Policía Militar del Orden Publico (PMOP), quisieron huir en veloz carrera.

Rápidamente, los ahora imputados fueron capturados y les decomisaron una gran cantidad de cocaína, marihuana y piedras de crack.

Además, en una mochila andaban escondida una indumentaria militar, la cual supuestamente vestían cuando salían a cometer acciones ilícitas a otros sectores de la capital.

Uno de los capturados hace una semana había salido en libertad condicional del Centro Penitenciario Nacional de Támara, donde permaneció encarcelado por el delito de posesión de armas.