Mujer es ultimada por exmarido celoso

Una joven comerciante resultó muerta supuestamente a manos de su excompañero de hogar que le hacía la vida imposible en su natal Tutule, departamento de La Paz.

La fallecida, Maira Carolina Orellana, de 30 años, supuestamente fue ultimada de un balazo en la cabeza por su exmarido Carlos Enrique Portillo García, quien fuera detenido por la Policía Nacional para efectos de investigación y determinar si en verdad cometió el crimen pasional.

Según el escueto informe policial, el hecho ocurrió este viernes a las 6:00 de la mañana, cuando la fémina se dirigía a otra comunidad a cobrar un dinero que le debían de su negocio de venta de ropa y otros artículos.

Al parecer, la mujer fue interceptada en una calle solitaria por el homicida, quien la vigilaba sigilosamente hasta matarla. El atacante se dio a la fuga, dejando abandonado el cuerpo que posteriormente fue ingresado a la morgue capitalina.

Al predio forense llegó doña Olga Zulema Vásquez, madre de Maira Carolina, quien detalló que su difunta hija en vida era objeto de muchos maltratos por parte de su exyerno, Carlos Enrique Portillo García.

“Nosotros sospechamos de ese hombre, porque incluso la semana pasada le pegó una arrastrada a mi hija, junto a otro hombre y solo por sus malditos celos”, señaló.

“Ellos siempre peleaban, porque ese hombre lo atacaban los celos solo porque mi hija salía a vender sus cositas a la calle”, relató la angustiada madre.

Era tal el maltrato del hombre que hasta un ojo le había sacado a la indefensa mujer, siempre a golpes. La madre de la ahora occisa pidió a las autoridades correspondientes que investiguen bien el caso y a su exyerno, para que el crimen no quede impune.

Tras la violenta muerte quedan huérfanos dos niños, ambos procreados por la expareja.