España amplía seguridad

Las fuerzas de seguridad de España tratan aún de identificar al autor del atentado de Barcelona y localizar al último miembro de la célula terrorista que atentó esta semana en Cataluña, al tiempo que las autoridades han decidido ampliar la seguridad en las zonas turísticas.

El consejero de Interior del gobierno catalán, Joaquim Forn, se mostró hoy «optimista» sobre los avances policiales, pero insistió en que no puede dar por finalizada la investigación «hasta que no determinemos y detengamos a todas las personas integrantes de la célula».

Tres días después de los atentados de Barcelona y Cambrils (Tarragona, noreste), que causaron catorce muertos y un centenar de heridos, los responsables de la lucha antiterrorista han decidido reforzar la seguridad en zonas turísticas y en las más concurridas de España para prevenir posibles ataques, aunque sin elevar la alerta.

España está en el nivel 4 de alerta antiterrorista desde el 26 de junio de 2015 tras los sucesivos atentados de Túnez, Francia, Kuwait y Somalia y nunca ha llegado al 5, el máximo previsto, que supone la presencia militar en las calles.

Sí se ha decidido intensificar la prevención en potenciales objetivos de ataques terroristas, reforzar los dispositivos de reacción frente a atentados y estrechar la colaboración con las policías locales. EFE