Habitantes de bordos tienen que abandonar zonas de peligro

“Estar alertas y prestos para no lamentar consecuencias por la crecida de los ríos ya anunciada por la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco)”, solicitó este jueves el Presidente Juan Orlando Hernández, en comparecencia de prensa en San Pedro Sula.

En las instalaciones del Centro de Operaciones de Emergencias (Coer), y luego de reunirse con los alcaldes Armando Calidonio, de San Pedro Sula; Leopoldo Crivelli, de Choloma, y Alexander Aguilar, de El Progreso, así como con autoridades de Copeco, el mandatario advirtió que “esta tormenta no se tiene que ver como cualquier otra” y hay que prestarle mucha atención.

Detalló el gobernante que este año ha sido atípico por la cantidad de lluvia, la tierra está saturada y lo que ha llovido en las últimas horas ha sido sumamente impresionante.

Insistió en que los habitantes del valle de Sula y los lugares costeros “deben de prestar debida atención a la información que está dando la autoridad”.

En Yoro, los bomberos rescatan varios niños en una lancha.

El titular del Ejecutivo resaltó que “aquí todos somos un solo sistema y me alegra mucho haber conversado con los alcaldes (de las zonas afectadas) y escucharlos, cómo comprenden, igual que nosotros, que en este momento no debe de haber ninguna otra cosa que actuar como grupo y como equipo”.

El mandatario manifestó su satisfacción por escuchar expresiones de admiración por el profesionalismo de Copeco, las fuerzas policiales, las Fuerzas Armadas y todos los que están en el sistema de emergencia.

Eso significa -agregó- que “los hondureños vamos avanzando con una cultura institucional; es una sociedad que va tomando otros valores”.

Precisó que, entre otras acciones, “de corto plazo en el sector de La Lima ya se ha visitado algunos de los sectores de parte del alcalde, Astor Amaya, Copeco, y ya se está atendiendo”.

Hernández anunció que la cantidad de provisiones para atender la parte humanitaria es más que suficiente. “Eso no tiene que ser problema; lo que necesitamos es la fluidez de información para tener la capacidad de atender y actuar de inmediato”.

Junto al alcalde sampedrano, Armando Calidonio, el mandatario pidió a los habitantes alejarse del peligro.