Justicia por más de 516 muertes violentas de mujeres 2017-2018

(Por: Saraí Alvarado)

Más de 516 muertes violentas de mujeres se han registrado entre el 2017 hasta junio de 2018, el noventa por ciento sigue en impunidad, mientras varias mujeres que promueven las investigaciones y justicia son amenazadas a muerte, es la preocupación que expresaron ayer las representantes de la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), María Soledad Pazo y Margarita Bueso de ONU – Mujeres.

En quince años Honduras registra más de 5, 600 homicidios de mujeres, solo en 2017 se contabilizaron 389 feminicidios y hasta junio de 2018 la cifra supera las 127 muertes violentas, muchos de estos crímenes el nivel de saña y violencia como han sido cometidos estremece a cualquiera, pero a pesar de que ha habido avances estos han sido en visibilizar el problema y tratamiento de la violencia, no así en la consumación de los casos investigativos ni el logro de sentencias condenatorias.

Fueron parte de las conclusiones emitidas por las representantes de ambas oficinas de Naciones Unidas en Honduras en el marco de una conferencia de prensa apoyada por otras organizaciones de defensoras de derechos de las mujeres como OXFAN Honduras, el Centro de Estudios de la Mujer en Honduras, (CEM-H), Movimiento de Mujeres por la Paz Visitación Padilla, JASS – Honduras y otros grupos e la Sociedad Civil.

El motivo del encuentro, explicaron, fue porque bajo el preocupante y complejo contexto, la directora de Medicina Forense, Semma Julissa Villanueva y su equipo de trabajo han sido amenazados a muerte.

“Queremos expresar nuestro apoyo y respaldo a la tarea extraordinaria que está realizando Julissa (Villanueva) y su equipo en el combate a la impunidad, no solamente con los feminicidios, probablemente el caso de esta señora en Copán (Jefa regional ATIC Sherril Jubissa Hernández Macías), también sea un femicidio entonces en ese contexto como ella trabaja tanto el tema de femicidios, nuestro propósito es expresarle todo nuestro respaldo y apoyo por su coraje y valentía”, dijo Soledad Pazo.

Las mujeres y feministas organizadas, que no cesan en su lucha.

El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (Conadeh), informó el pasado 1 de julio sobre la protección que el Estado está brindando a Villanueva y su equipo de trabajo al corroborar el riesgo en el que se encuentran tras haber realizado solo su trabajo como responsable ante el Estado en la Dirección de Medicina Forense.

“(…) nosotros hemos documentado el caso de Julissa Villanueva ante la comunidad internacional, desafortunadamente la familia no se ha abocado a nosotros pero obviamente estamos dando seguimiento al caso y lo vamos a seguir monitoreando como hemos hecho en otros casos en el país”, expresó.

Por su parte, Margarita Bueso recordó que desde 1994 ONU – Mujeres vienen registrando casos de feminicidios, “pero este año ha habido un repunte inexplicable y pavoroso, los homicidios han sido con manifestantes más violentas, odio y violencia sexual lo que nos debe llevar a replantear estrategias desde la institucionalidad y recae en la aplicación de la justicia en el Estado”.

Sumado a eso, existe un subregistro de casos de muertes de mujeres, es un tema de análisis porque según los registros de Medicina Forense no cuentan con todo el personal científico para abarcar todo el territorio nacional (…).

“Por eso solicitamos una investigación oportuna incluyendo las amenazas a la doctora (Villanueva) y evitar que suceda otra cosa no solo hacia ella, sino a todo su equipo porque eso debilitaría una labor tan importante como la que realizan en Honduras, confiamos que el Estado está tomando las medidas del caso”, añadió.

PRONUNCIAMIENTO PÚBLICO

En un pronunciamiento público tanto la OACNUDH, ONU- Mujeres y demás organizaciones defensoras de derechos humanos, destacaron que “Villanueva ha cobrado notoriedad en los medios de comunicación porque es una mujer decidida, valiente y comprometida en la defensa de los derechos humanos y en particular a las víctimas de la violencia y sus familiares”.

El documento cita que “a raíz de estas amenazas, la forense señaló que se trata de grupos interesados en detener investigaciones de alto impacto, para que la verdad no salga a flote; esta revelación supone que los mensajes de amenazas e intimidaciones contra la doctora Villanueva y el equipo de Medicina Forense, podrían estar vinculadas con algunos hechos que se quieren ocultar.

“Frente al riesgo que implican estas amenazas, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), ONU Mujeres, OXFAM-Honduras, el Movimiento de Mujeres por la Paz Visitación Padilla, JASS-Honduras, el Centro de Estudios de la Mujer-Honduras (CEM-H) y Grupo Sociedad Civil (GSC), manifiestan a la doctora Villanueva y al equipo de Medicina Forense, su respaldo solidario y se exhorta a las autoridades correspondientes a iniciar una investigación pronta y exhaustiva a fin de esclarecer quiénes son los responsables; asimismo, se insta a ofrecer las medidas de protección necesarias”.

Este caso expone la crítica situación que enfrentan a diario las mujeres, hechos que solo se pueden evitar con una respuesta coordinada, rápida, integral y contundente desde las instancias estatales y la sensibilización y acciones oportunas de toda la sociedad, concluye el texto leído en comparecencia de prensa.

SE VAN DEL PAÍS

Amenazas a muerte es la primer causa por la que muchas mujeres han tenido que salir del país, otras por falta de recursos y apoyo Estatal la opción más cercana es escapar internamente, es decir desplazarse de un departamento a otro en el territorio nacional, según informes del Comisionado Nacional de Derechos Humanos, la Unidad de Desplazamiento Forzado y la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur).

Asesinato de familiares, extorsiones, violencia doméstica, sexual e intrafamiliar, así como el reclutamiento forzado, figuran entre las otras causas que motivan el desplazamiento forzado de mujeres en el país, según un informe del Conadeh.

Solo en el 2017, en el Comisionado se atendieron tres mil 781 quejas presentadas por mujeres de las cuales un mil 267 están relacionadas con amenazas a muerte, intimidación o coacción y malos tratos.

Del total de quejas presentadas por este sector vulnerable de la sociedad, alrededor de 350 están vinculadas con hechos de violencia que además de la víctima, afectaba familiares y amigos que derivaron en una situación de riesgo o desplazamiento para ellas y su familia. El hecho de defender a familiares cercanos hizo que se entrara en una dinámica que derivó en persecución y desplazamiento forzado.

Los hallazgos del monitoreo y análisis estadístico del Conadeh apuntan que de los 688 casos de desplazamiento forzado, identificados durante el 2017, el 48.7 por ciento corresponde a mujeres.

Añade, que las mujeres amas de casa mantienen un alto perfil de vulnerabilidad al registrar, el Conadeh unos 55 casos por riesgos que se asocian al entorno en el que se desenvuelven.

Para el caso, muchas amas de casa, corren riesgos porque residen en comunidades controladas por grupos criminales y, por ser madres que actúan en defensa de la familia, al proteger a sus hijas e hijos u otros familiares de cualquier amenaza que pueda provocarles daño.

Conadeh: En 2017 se atendió 3, 781 quejas de víctimas, 1,267 amenazas a muerte, intimidación y malos tratos. 350 en situación de riesgo y desplazamiento.

Es también notoria la aparición de casos en el marco de la violencia doméstica e intrafamiliar que orillan a las mujeres a huir de sus lugares de residencia habitual y cuando no encuentran justicia ni protección en el país, se ven obligadas a cruzar la frontera en busca de salvaguardar su vida y la de sus hijos.

Se estima que del 2002 al primer semestre del 2018, han muerto violentamente más de 6000 mujeres, cuyos crímenes se encuentran, en más del 90 por ciento de los casos, en la impunidad por falta de investigación. Entre el 2014 y lo que va del 2018, se registró la muerte de, al menos, 2,100 mujeres.

De acuerdo al informe, entre los sectores sociales con altos perfiles de riesgos por ocupación o profesión se encuentran las amas de casa, comerciantes, maestros, estudiantes, agricultores, operarios de maquila, abogados, estilistas, ingenieros, policías, vendedores, periodistas, transportistas, enfermeras y ahora médicos y personal del Ministerio Público (MP).

MESA CONTRA LOS FEMINICIDIOS

Las estadísticas de Medicina Forense indican que más de 500 mujeres han muerto de manera violenta en 2017 y hasta junio de 2018.

La representante del Movimiento de Mujeres por la Paz Visitación Padilla, Cristina Alvarado, lamentó que en este momento los sectores de justicia y seguridad se están enfocando en el ataque del narcotráfico y corrupción, dejando a un lado la incidencia criminal, especialmente hacia las mujeres, aún cuando la línea del 911 de la Policía Nacional les ha informado que el 60 por ciento de las llamadas son de mujeres víctimas de violencia doméstica y al mes más de 4 mil llamadas de violencia hacia las mujeres.

Alvarado considera que “falta compromiso, aplicar políticas públicas integrales, que entiendan la complejidad de la violencia hacia la mujer y sobre todo la transformación del pensamiento machista de los operadores de justicia, nos vemos en indefensión e impunidad, el Estado debe analizar esa amenaza a las mujeres comprometidas preocupa aún más y la lectura que nos deja es que esa sensación de indefensión es real”.

Ante esta situación, la ministra de derechos humanos Karla Cueva, también se pronunció respecto a la amenaza al equipo forense del MP y mencionó que el Estado está protegiendo a funcionarios y servidores del sector justicia y seguridad e informó que en los próximos días se instalará la Comisión Interinstitucional contra los Feminicidios, creada por decreto como parte de las recomendaciones hechas al Estado por parte de organismos internacionales defensores de los derechos humanos.

“Estamos trabajando en el análisis de los avances del Ministerio Público en las investigación de los feminicidios a través de la investigación especializada de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) si hay desafíos y retos se van a identificar en esta mesa”, informó Cueva, al tiempo de referir que el interés es conocer qué esta pasando en el tema de feminicidios en Honduras.

“Si tenemos que hacer un cambio, tenemos que hacer un frente común porque no podemos seguir en la misma situación (…) los medios realizan una labor importante, no nos vamos a quedar solo en informes tenemos que avanzar, líneas estratégicas de abordaje al fenómeno, el trabajo en el Poder Ejecutivo es pragmático, este tema es un tema prioritario en materia de derechos humanos”, manifestó.

La ministra de DD HH, Karla Cueva anunció de la instalación de la mesa de trabajo contra los feminicidios y revisión del trabajo de la ATIC respecto al tema.

Recordó que en los próximos días llegará al país un grupo de relatores especializados de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en una visita “In Loco” quienes verificarán el trabajo que hemos comenzado a hacer, “tenemos información y hemos estado coordinando trabajos de educación y prevención de la violencia en perjuicio de las mujeres, tenemos que articular a todas las instituciones, evitar que sigan muriendo más”.

Consultada respecto a la opinión del Presidente Juan Orlando Hernández, entorno a la temática de los feminicidios o muertes violentas de mujeres, operadores de justicia y otros defensores, la ministra aseguró que desde la creación de la Secretaría el mandatario en su discurso fue claro sobre las prioridades de esa dependencia estatal y el tema de prevención.

“Entre nuestras prioridades se encuentra el seguir fortaleciendo el mecanismo de protección para los defensores de derechos humanos, periodistas, comunicadores sociales y operadores de justicia”, manifestó el mandatario. (…) una tarea fundamental que estaremos encomendando es buscar la manera temprana de solventar conflictos, adelantarnos, prevenir”, dijo Hernández en el discurso al que hizo referencia la ministra Cueva como la misión que ella tiene en esa oficina.