Misquitos rechazan contrato de exploración petrolera

Las comunidades de La Mosquitia, garífunas y a las etnias pech y tawahka, no fueron consultadas sobre el convenio para la exploración y explotación de petróleo en el mar Caribe de Honduras con la compañía internacional BG Group, denunciaron representantes de los pueblos, quienes alertaron de riesgos cuando comience la etapa de extracción.

El dirigente de la Organización Fraternal Negra Hondureña (Ofraneh), Félix Valentín, recordó al Estado que es obligación de cualquier gobierno consultar a los pueblos respecto a convenios que se suscriban en relación al uso de sus tierras ancestrales.

El convenio 169 de la Organización Internacional de Trabajo (OIT), que establece la consulta previa, libre e informada, cuando se ejecutan proyectos que afectan los territorios heredados de los pueblos, sin embargo el gobierno de Honduras ignoró esta obligación legal al firmar en el 2013 el convenio con la firma británica BG Group, ahora absorbida por la Shell, denunció Valentín en el marco de una comparecencia de prensa en dónde asistieron representantes de otras comunidades.

Según los denunciantes, las comunidades supieron de la concesión de su territorio hasta que vieron al barco y la maquinaria que ya estaba trabajando en el lugar.

Las organizaciones representantes de los pueblos que serían perjudicados en La Mosquitia, advirtieron también sobre los eminentes daños al ambiente, además de los derrames de petróleo que suelen darse durante las profundas exploraciones.