Muere quemada junto a sus veinte perros

El cuerpo carbonizado de una mujer, y el de sus 20 perros, fueron descubiertos en el interior de una vivienda, en la colonia Flor del Campo Número 2 de Comayagüela. La víctima, Perseveranda del Carmen Sánchez de Kikuchi (51), según la Policía Nacional, se habría autoflagelado.

De acuerdo a la información preliminar, la fallecida era ingeniera química, quien sufría de depresión y habría tomado la determinación de quemarse junto a sus canes y unas peceras que tenía en su habitación.

Vecinos del lugar informaron que la ingeniera vivía solo con las mascotas, desde hace seis años, y que se había separado de su esposo, de nacionalidad China, quien le había quitado los dos hijos menores que tenía con él.

Al parecer, a raíz de ese problema familiar, la hondureña cayó en estado depresivo y se dedicaba a cuidar sus mascotas, además alimentaba a perros de la calle en el sector donde vivía. Parientes y amigos que llegaron a la morgue capitalina a retirar su cuerpo comentaron que Sánchez, la tarde antes de su muerte, había salido bien presentable a hacer un mandado y regresó en la noche a encerrarse en su habitación.

SE OYÓ EXPLOSIÓN

A eso de las 10:00 de la noche, sus vecinos escucharon una explosión y de pronto fueron a ver que sucedía, pero tenía cerrado con candado el portón y las puertas de su casa. Tuvieron que romper las puertas para ingresar, pero se llevaron la sorpresa que Sánchez se había quemado con sus “animalitos”.

En lugar se sentía olor a combustible, por lo que presumen que ella se habría prendido fuego. Lo extraño de la escena es que los 20 perros estaban quemados y cada uno tenía su ropa de colchón, como si los hubiese colocado para que murieran dormidos.

Comentaron que en el entorno de su casa viven los padres y hermanos de la fallecida, quienes conocían del problema que estaba pasando Sánchez y la apoyaban, pero el día del incidente no se percataron que pudiera ocurrir algo tan trágico.

Al momento los familiares se presentaron a la morgue a reclamar el cuerpo, las autoridades forenses les informaron que deberían esperar dos días para retirar el cadáver, debido a que le practicarían una autopsia, que es un poco tardada.