Pompeo aplaude al Parlamento de Venezuela

El jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, aplaudió este miércoles al Parlamento de Venezuela por declarar al presidente Nicolás Maduro «usurpador» de la democracia y trasferir formalmente a ese cuerpo «responsabilidades ejecutivas».

«Felicitamos, reconocemos y apoyamos coraje de la Asamblea Nacional de Venezuela al declarar formalmente a Maduro ‘usurpador’ de la democracia», dijo el secretario de Estado en un tuit.

Además, felicitó al Legislativo venezolano, de mayoría opositora, por «transferir responsabilidades ejecutivas a la Asamblea Nacional, según artículos 233, 333, 350 de la Constitución».

La Asamblea Nacional venezolana, instalada en 2016 hasta 2021, declaró formalmente el martes a Maduro, quien asumió el pasado 10 de enero un nuevo mandato, como «usurpador» de la presidencia, e instauró la adopción de medidas estipuladas en la Carta Magna para instalar un gobierno de transición y convocar nuevas elecciones.

Además, aprobó un acuerdo en el que se compromete a «decretar una ley de amnistía» para militares que colaboren en «la restitución del orden constitucional».

La Asamblea Nacional considera que las elecciones del 20 de mayo pasado, en las que Maduro resultó reelecto hasta 2025, fueron «fraudulentas» y que la Constitución cuenta con mecanismos para llenar ese vacío de poder.

Pompeo se pronunció luego de que el vicepresidente estadounidense, Mike Pence, hablara el martes por teléfono con el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, para expresarle el «firme apoyo» de Estados Unidos a su «valiente liderazgo» y a la entidad que lidera, la cual consideró el «único cuerpo democrático legítimo» en Venezuela.

El vicepresidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Edgar Zambrano, aseguró que, con el decreto de Ley de Amnistía, aprobado la víspera por la cámara, «no se está propiciando un golpe de Estado sino una respuesta constitucional y política por parte del sector militar».

Zambrano dijo a periodistas que la herramienta legal persigue canalizar los «caminos pacíficos» que permitan cambiar «el modelo político del país sin que hayan enfrentamientos entre los venezolanos». (AFP)